domingo, 6 de marzo de 2011

SER MUJER SIN COMPLEJOS

Hoy en día las mujeres estamos sometidas a una presión social superior a la de antes, y a pesar de empezar a luchar por la igualdad (aunque nos hayan quitado en ministerio, que ya le vale a ZP...) solo se acierta y se atiende a ésta cuando se somete a discriminación positiva, con lo cual, seguimos viviendo un momento en el que las cosas se hacen forzadas o no se hacen.

En un intento de crear una sociedad igualitaria, los grandes medios de comunicación no paran de vendernos una igualdad totalmente hipócrita y sometida, de nuevo, a patrones de jerarquía masculina, y os explico en ejemplos:

- 8 de cada 10 revistas son para la mujer: Te venden una idea de preocuparte más por ti misma, pero en realidad te someten a una presión de perfección física brutal: Adelgaza en 2 días, como hacerle bien el amor a un hombre, como ser una loba en la cama, como sorprender en una cita, test idiotas, la dieta del pomelo, barriguitas fuera, operación bikini, etc., etc., todo ello adornado con un 50% de publicidad de cremas rejuvenecedoras, maquillajes milagro, collares decoración... Vamos! todo lo necesario para salir echa un florero a la calle, pero ojo! sin carrera en los pantis!! si no retrocede! o lleva unos de repuesto.
- La nueva era de revistas de "autoestima" como "cuore", donde pensamos que aquí si nos podemos quitar los complejos porque a "ellas", las famosas, se les sacan los defectos. Pero en realidad no nos damos cuenta que lo que hacen es recalcar precisamente el defecto. Y pretenden que aliviemos nuestras penas, viendo los defectos de las demás, como si esta fuera la solución. ¿No sería más fácil para nosotras que en vez de decirnos "así si" o " así no" en imágenes de una misma mujer "aceptada" o no "aceptada", nos dijeran: así si, y así también?? Porque eso demostraría que lo importante no es tener la nota 10, sino estar bien con una misma. Al final volvemos a caer en sus trampas y decimos: ay, mira! como ha cambiado! ahora está más guapa!! Y volvemos a aprobar la imagen perfecta de mujer y castigar la otra!! Y nos volvemos a castigar también nosotras! Sin embargo, esto mismo no se le hace a los hombres.
- Los programas de tarde son para la mujer: para que esta no pierda el deseo de criticar a las grandes modelos, actrices, presentadoras... en fin, gente del mundillo a la que se le sacan a diario la marca de sus braguitas.

Y así, podría poner algunos ejemplos más como el perfil facebook megasexual de niñas de 16 años y sus millones de fotos en la red, etc.

Y lo peor es que el sector masculino empieza a caer en la misma trampa y la imagen va ganando puestos y lectores. Todo un retraso!

En definitiva, yendo a datos reales y estadísticos, sabías que:
- 1 de cada 10 mujeres hace dieta toda su vida.
- La mayoría se ven más gordas de lo que realmente son.
- Una encuesta realizada reveló que un 50% de las mujeres prefiere perder 5 kilos a encontrar el hombre de su vida, o llegar a lograr su objetivo profesional.
- La mitad de la población se muere de hambre y la otra mitad se muere por adelgazar (frase pintada en la calle).

Además, la perfección física es capaz de eclipsar cualquier otra virtud o logro femenino: inteligente, comprensiva, trabajadora, luchadora, solidaria, empática,.... al final siempre decimos: pero que mona! o... pero es feilla, no?

¿Te has parado a pensar cuantas horas pasas al día pensando en tu físico?
¿La de neuronas que gastas pensando en él?
¿La de dinero que inviertes?
¿La de hambre y complejos que pasas?

Para una mujer las canas son feas, para un hombre les hacen atractivos.
La mujer tiene flotador, el hombre curva de la felicidad.
El hombre con arrugas es interesante, trabajador, luchador; la mujer, una dejada, cuarentona.
El hombre va sin maquillar a sus citas, la mujer se pasa 4 horas preparándola...

Creo que no hace falta dar más ejemplos.... la cuestión es: ¿cuándo vamos a hacer algo por nosotras mismas?

Si os encontráis en esta situación, os recomiendo lecturas como: “Amar nuestro cuerpo”, de Rita Freedman, o “Cuando las mujeres dejan de odiar su cuerpo”, de Jane R. Hirschmann y Carol H. Munter.
*Parte de este texto ha sido extraído de "TU SEXO ES TUYO", de Silvia de Béjar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario